BOLETÍN INFORMATIVO 2017
FOTOGRAFÍA TÍTULO DE LA NOTICIA DESCRIPCIÓN DE LA INFORMACIÓN FECHA LÍMITE DE POSTULACIÓN LINK CONTACTO LOGO DE LA INSTITUCIÓN QUE GENERA LA NOTICIA
fotos Violencia de género y armas de fuego. Ecuador es un país que ha posicionado la violencia dentro de su agenda de seguridad en los últimos años. En efecto, en el país se han adoptado un conjunto de medidas diversas que han resultado en una baja de las tasas de homicidios, de ¿18 por cada cien mil habitantes, en el 2009, a 8 en el año 2015. Pese a que estas cifras son positivas, existen patrones regulares en el comportamiento violento de la sociedad; dos de ellos llamaron la atención y motivaron este estudio. El primero consiste en que  el porcentaje de homicidios cometidos con armas de fuego es estable, y se mantiene en aproximadamente el 40% anual. El segundo se refiere al porcentaje de mujeres asesinadas, el cual oscila entre el 7% y el 5% por año. Es interesante resaltar que la mayor cantidad de víctimas de la violencia homicida son de género masculino, y que también la mayor cantidad de victimarios corresponden a este género. Ahora bien, la violencia cometida contra las mujeres también ha sido perpetrada mayoritariamente por hombres, y más alarmante aún, éstas han sido victimadas en su hogar o en otros contextos íntimos. Esta violencia ha sido cometida por parientes cercanos, parejas, ex parejas y conocidos, es decir,  ha sido autoría de personas cercanas que en lugar de ofrecer protección, las violenta.

Sobre estos datos, esta investigación se planteó como objetivo determinar si existe una relación entre violencia femicida y el porte y tenencia legal de armas de fuego en Ecuador, para identificar si las regulaciones estatales existentes son suficientes para prevenir este tipo de violencia. Para lograr este objetivo, el equipo de investigación decidió centrarse en lo que ocurre en la ciudad de Quito, para después comparar con la situación de otras ciudades del Ecuador. El período de análisis que se tomó fue 2013–2015.

Como resultado de esta investigación se pudo ver que, efectivamente la mayoría de las víctimas fueron violentadas por sus parejas actuales o pasadas. Por otra parte, se pudo comprobar que no existe una preferencia por el uso de armas de fuego para la comisión de este delito. Esto, lejos de ser alentador resulta alarmante, porque la mayoría de casos se cometieron con armas cortopunzantes o con ahorcamiento (asfixia) lo cual implica que la violencia no se cometió interponiendo una distancia entre la víctima y el victimario, sino que se hizo con un nivel de grave ensañamiento contra su propia pareja. Estos resultados, señalan que más allá de trabajar sobre las políticas y/o regulaciones estatales de distintos tipos, es necesario trabajar en la construcción de una masculinidad alternativa, que busque la resolución de sus conflictos íntimos y de todo tipo con otros mecanismos distintos al uso de la violencia, que sea menos destructiva y que descomponga la común asociación entre amor y propiedad, y entre propiedad y libre ejercicio de la violencia contra las mujeres.

Violencia de género y violencia con armas de fuego: estudio de caso de la ciudad de Quito durante el período 2014 – 2015

Coordinación General de Investigación

Norma Velasco
norma.velasco@iaen.edu.ec
3829900 ext. 292

x